sábado, 18 de julio de 2009

cine maldito :



Especial dossier Renaldo y Clara





Renaldo and Clara es una película surrealista dirigida y protagonizada por Bob Dylan. Filmada en 1975, durante la gira Rolling Thunder Revue de Dylan, fue publicada en 1978. En su formato original, el largometraje duraba cerca de cuatro horas.
La película fue escrita por Bob Dylan, protagonista en el reparto con el papel de Renaldo; su por entonces esposa Sara Dylan aparece caracterizada como Clara, mientras que la cantante y anterior amante Joan Baez interpreta a "La mujer de blanco". Ronnie Hawkins interpreta el papel de "Bob Dylan". Dylan contrató a Allen Ginsberg y Sam Shepard con el fin de crear escenas para la película, si bien su contribución al filme no es del todo conocida por no figurar en los créditos.
Renaldo and Clara muestran una fuerte influencia de la película francesa Les Enfants du Paradis, con elementos de la estructura, temática y estilo parecidos. Existen numerosas similitudes entre ambos largometrajes, entre ellas la duracción del filme, las escenas de camerinos y del escenario, así como diálogos recurrentes. Es también evidente el acercamiento al Cubismo en ambos largometrajes, permitiendo ver a los personajes principales desde los distintos puntos de vista de los amantes.
Muchos de los artistas incluidos en la gira Rolling Thunder Revue figuran en la película, que también incluye partes de conciertos y material de Rubin Carter, caracterizado en la canción de Dylan "Hurricane".
La película obtuvo en general malas críticas, con duros recibimientos, y su inicial recorrido teatral fue cancelado. Tras estrenarse en Nueva York y Los Ángeles, las únicas ciudades que podrían ver el resultado del filme serían Minneapolis, Boston, Kansas City y Pittsfield.
Posteriormente, en 1978, Dylan permitiría la edición del filme para recortar su duración y ser distribuido en video. El recorte del largometraje se enfocó en las escenas de los conciertos y omitió numerosas escenas dramáticas.
Tras un escaso número de visionados en las televisiones europeas, Dylan retiró la distribución de la película. Algunas copias caseras circularon durante años entre los coleccionistas, si bien más tarde algunos extractos del filme serían publicados en el DVD que acompaña al álbum The Bootleg Series Vol. 5: Bob Dylan Live 1975, The Rolling Thunder Revue.


SINOPSIS ESCENA A ESCENA DE RENALDO Y CLARA
por
MARC STEIN



1 Bob Dylan y Bob Neuwirth están en el escenario cantando When I paint my masterpiece mientras van pasando los títulos de crédito. Dylan lleva una máscara de plástico en la cara que le confiere una apariencia de otro mundo. El resto de la banda no se ve aún, solo Dylan y Neuwirth (Neuwirth para aquellos que no lo sepan es un viejo amigo de Dylan, cantante folk y habitual de Greenwich Village). 2 Un grupo de gente en una habitación oscura discuten aspectos logísticos de la gira y reservas de hotel. La cara de Roger McGuinn es visible entre ellos. 3 David Blue (otro cantante folk del Village, en los primeros ‘60) juega a la máquina cerca de una piscina y relata a la cámara su primer viaje a New York -- cogió dinero de la cartera de su padre, cogió un autobús hasta la Calle 42 y luego volvió a casa. Habla sobre viejas figuras del Village como John Brent y Hugh Romney, y de cómo solían pasar el sombrero después de las lecturas poéticas. (Blue continuará contando historias mientras juega a la máquina a lo largo de toda la película) 4 Dylan está tocando desganadamente una guitarra acústica con una mujer de pelo moreno a su lado. Un mecánico pregunta ¿Por qué tienes tanta prisa? Aparentemente Dylan está intercambiando un T-bird por una motocicleta barata. El mecánico pregunta ¿Escapas de la ley? y Dylan dice Yo soy la ley. Aquí Dylan aparece en su personificación de Renaldo. 5 Bob Neuwirth, enmascarado, está en el escenario de un pequeño club leyendo un poema escrito por un chico negro inválido llamado Tony Curtis que está sentado mirando. Al final del poema Tony Curtis pide dinero (pedir dinero a cambio de poemas o canciones será un motivo recurrente en la película). Phil Ochs (¡creo que es él!) sube al escenario, coge una guitarra y toca un acorde. 6 Ejecutivos de una discográfica hablan en un salón de reuniones (Más de esto en adelante) 7 La mujer de pelo moreno (MPM) de la escena 4 sube unas escaleras. Scarlet Rivera toca el violín tras el escenario y afina con Dylan. De fondo suena la versión de Dylan de la canción de Hank Williams Kaw-Liga. Se ve un camión con la leyenda Hemingway, y con una cabeza de indio en una puerta. Mientras sigue la canción un locutor anuncia que la Rolling Thunder Revue con Bob Dylan llega a la ciudad. NOTA: hay tres imágenes indias en esta escena: la canción Kaw-Liga, la cabeza de indio en el camión y el nombre Rolling Thunder (que es el nombre de un famoso tren, pero también es el nombre de un famoso jefe indio del que sabremos más adelante) 8 Sara Dylan (la esposa de Bob) y MPM están en un restaurante. La MPM necesita ir a Vermont y es recogida por un desconocido que les ha escuchado hablar. Parece que Sara ya tiene un billete (esto es, un amante) pero la MPM no. NOTA: más adelante Sara se pondrá una peluca y se convertirá en Clara; sin la peluca nos referiremos a ella como Sara. 9 Dylan y Guam en el escenario interpretando Isis. Esta versión es la que aparece en el recopilatorio Biograph. El sonido es rotundo, rico y caótico (¡hay cinco guitarras!) y se ajusta muy bien a la imagen de un trueno rodante. NOTA: las escenas en vivo tienden a evocar el drama. La canción Isis (en Biograph Dylan la comienza diciendo Es una canción sobre el matrimonio) está conectada con la primera aparición de Sara en la película. Dylan lleva la cara pintada de blanco, y así será en todas las escenas en vivo siguientes. 10 Sara coge una rosa (Esta rosa continuará apareciendo en la película) 11 Una mujer a lo Hollywood está cubierta con unas pieles en un micrófono esperando para anunciar la aparición de Bob Dylan. Confunde a la primera persona que se acerca con Bob Dylan, obviamente ella no tiene ni idea de quién es Dylan. Él le dice que no es Dylan, Dylan lleva sombrero. Ronnie Hawkins (el cantante de blues y rock’n’roll que originariamente trabajó con The Band) se gira y se pone un sombrero. La mujer le pregunta si es Bob Dylan y él dice que sí. Dado que Ronnie Hawkins es grande como un armario con una voz profunda y una espesa barba, el efecto es bastante divertido. La mujer le pide que explique quién es Bob Dylan y Hawkins dice solemnemente: Un héroe de primer orden. NOTA: en los créditos finales, Ronnie Hawkins figura interpretando a Bob Dylan (mientras Bob Dylan figura interpretando a Renaldo) 12 Ronnie Hawkins (como Bob Dylan) propone a una joven morena que le acompañe en la gira. Él la intenta convencer -- ella es una jovencita adorable y él se lo hará pasar muy bien, sin ataduras. La Sonata a la luz de la Luna de Beethoven se empieza a escuchar de fondo. Hawkins/Dylan le dice, casi ominosamente: Volverás siendo una chica mucho más sabia. Ella vacila, quiere quedarse en la granja (aunque no parece una granjera -- parece una cita de Sooner or later: “...you weren’t really from the farm). Quiere pedirle permiso a su padre, también recordando la canción Motorpsycho Nitemare sobre un granjero y su hija. Hawkins/Dylan y la chica empiezan a debatir sobre el próximo fin del mundo; Hawkins/Dylan dice el mundo va a explotar, esperando que ésto le anime a acompañarlo. Éste (el fin del mundo, apocalipsis) será otro motivo recurrente en la película. 13 Un grupo de evangelistas predican sobre Dios y el fin del mundo enfrente de Federal Plaza en Wall Street. El New York Stock Exchange (la Bolsa de New York) es visible tras ellos. Una ruidosa multitud está escuchando, algunos increpando a los evangelistas. 14 Un grupo de gente habla en una cafetería. El grupo aparece varias veces más. No está claro sobre qué hablan. 15 Oimos Ballad in Plain D, su dolorosa canción sobre la ruptura con Suze Rotolo, su primera novia formal, a principios de los ‘60. Vemos a Dylan como Renaldo caminando por las calles de una pequeña ciudad. Entra en un restaurante y habla con un hombre sobre algo que tiene que ver con una mujer. Parecen estar tratando sobre un negocio serio, pero no está claro de que clase. 16 Sara Dylan y Sam Shepard (Rodeo en los créditos) salen de un restaurante y discuten algo. Parecen marido y mujer hablando sobre un pacífico tema. 17 Tomas de imágenes de Jesús (tomados en el cementerio de Lowell, donde está enterrado Jack Kerouac) Suena la canción de Leadbelly In the pines. 18 David Blues jugando a la máquina. Habla sobre la noche cuando Gil Turner oyó cantar a Dylan en Gerde’s Folk City, por primera vez Blowin’ in the wind. 19 De vuelta al restaurante de la escena 15. 20 Ronnie Hawkins/Dylan intenta entrar en el restaurante, pero Mick Ronson interpretanda a un (bastante flacucho) portero, le impide entrar. 21 La escena en el restaurante empieza a cambiar: una bailarina de la danza del vientre está bailando Hava Negila, el cantante presentador está cantando Welcome de la comedia Cabaret, y vemos que la audiencia está compuesta por mujeres mayores. 22 Los evangelistas en Wall Street. Uno utiliza la expresión Senators, congressman que recuerda a The times they are a-changin’, aunque parece tan solo una afortunada coincidencia. Uno de los evangelistas se pelea con uno de los que les increpaban. 23 Dylan y Guam tocando Hard rain. 24 El grupo de la cafetería otra vez. Uno de ellos lleva un sombrero y gafas y alguien comenta que se parece y habla como Leonard Cohen. 25 Sara camina erráticamente por una estación de tren. Puede indicar que ha dejado a su marido Sam Shepard. 26 De vuelta al restaurante, parece claramente un hogar de la Tercera Edad. El presentador anuncia a Allen Ginsberg para una lectura de poesía. 27 David Blue sigue jugando a la máquina. Habla sobre Ginsberg y Kerouac y las influencias que los Beats tuvieron sobre la escena de Greenwich Village. Menciona a un tocador de Banjo, Luke, que solía tocar en el Gaslight. 28 Estamos en una reserva india. 29 Ginsberg leyendo poesía en el hogar de la tercera edad 30 Bob Neuwirth está en un tren. Cuenta a un divertido conductor que ha estado seis días en el tren, lo cuál choca al conductor, pues el tren solo lleva cuatro horas de camino. Tienen una divertida conversación tras la cuál Neuwirth pretende desconocer adonde van y el conductor le dice que a una ciudad del Noroeste. Neuwirth: “¿Vamos a alguna ciudad en particular?” Conductor: “Sí, a la más grande” Neuwirth: (pensando) “no me lo vas a decir, ¿eh?” Conductor: “No, no te gustaría si lo supieras” 31 Neuwirth lleva una máscara en la reserva india. Dice que es “La Tortilla Enmascarada”. Un baile está empezando. Neuwirth empieza a insultar a algunos indios: “¿Quereis mi cabellera? Cogedla”. El escritor del libro sobre Rolling Thunder es presentado. Se da un discurso: “Espero que este país pueda salir adelante”. De fondo se escucha a Dylan cantando People get ready mientras vemos caras tristes. Se ve a Joan Baez por primera vez. Bob Dylan llega a la reunión y entre la gente da besos y apretones de manos. 32 Un camión en la carretera. Neuwirth duerme en el tren. La MPM de las primeras escenas mira pensativamente una ventana. Los roadies empiezan a descargar los instrumentos para un concierto.Uno de ellos desenrolla una fina alfombra. El telón de la Rolling Thunder Revue se despliega lentamente tras el escenario. 33 La banda se maquilla antes del concierto. El guitarrista Steven Soles habla con el bajista Rob Stoner. Sole menciona que es Escorpión. 34 Dylan conduce un camión. Dice a Ramblin’ Jack Elliot: Sí, vamos a ver a la gitana. En este momento empieza a sonar I want you. La sonrisita culpable de Dylan señala a Ramblin’ Jack Elliot que la gitana a la que van a ver dirige un burdel. 35 Steven Soles, interpretando el personaje de Ramón, es el novio de Ronee Blakely. Discuten agriamente en la habitación del hotel porque ella tarda demasiado en estar lista. Él le dice: Sé que has estado jodiendo por ahí. Ella le contesta: Necesito algo de amor. 36 En el concierto Ronee Blakely canta I need a new sun rising every morning 37 Tras el concierto, miembros de la banda coinciden en un bar. Se ve un gran poster del Rey de Corazones. Dylan, Ronee Blakely y Ramblin’ Jack Elliot están allí. Aunque esta escena es un montaje con varias habitaciones,se nos quiere hacer creer que están en el bar del burdel de la gitana. 38 La gitana es una venerable anciana que toca la guitarra y canta en italiano. Joan Baez viste un elegante vestido blanco que er de la gitana, y habla con un falso acento gitano. Todos escuchan cantar a la gitana. Tras la canción la gitana pide dinero. En la barra, Blakely habla con Dylan/Renaldo y le dice: Me gustan los buenos hombres duros, hombre fuertes que son muy dulces. Te tomaré. La gitana empieza a cantar en inglés, menciona las palabras “Pray Jesus” y la escena pasa a estatuas de Jesus en el cementerio de Lowell. Volvemos al burdel y David Mansfield está vestido como un ángel en calzoncillos mientras toca el violín. Baez y otras dos morenas, vestidas de busconas le miran divertidas. 39 Ramblin’ Jack Elliot cantando 40 La gente de la cafetería otra vez. 41 Ramblin’ Jack Elliot cantando un blues con gorgoritos que parece el final de la canción de Dylan Talkin’ Hava Negila Blues. Presenta la canción de Woody Guthrie Pretty Boy Floyd, mencionando que aquel viajó a través del país en un coche. 42 Una chica pregunta a los músico cómo es que viajan en autobús. Allen Ginsberg le ofrece enseñarle a meditar y ella consiente. Entonces todos los músicos se convierten en un coro gritón, dirigido por Ginsberg, mientras Mick Ronson y Roger McGuinn proporcionan un contrapunto de “doo-wah”. Esto sigue un rato y alguien empieza a bailar alrededor del circulo. Dylan, parece aburrido y se va. 43 David Blue sigue jugando a la máquina, pero esta vez no habla. 44 Evangelistas en Wall Street. Se escucha What will you do when Jesus comes?. Al mencionarse a Jesus Dylan aparece. Baja de un autobús, corre por una calle y se para en una esquina como si esperara a alguien. Se oye a Anne Waldman leyendo su poema Fast-speaking woman. 45 Sara con un turbante blanco alrededor de su cabeza. Esta es la primera aparición de la Mujer de Blanco, que interpretará más adelante Joan Baez. 46 La gente en la cafetería otra vez 47 Dylan y Guam cantando It ain’t me, babe 48 Vemos a la Mujer de Blanco en un carruaje de caballos abandonando una vieja mansión. 49 Un concierto en beneficio de Huracán Carter frente a una audiencia compuesta principalmente por mujeres negras, en la prisión de Clinton, New Jersey. Roger McGuinn canta Knockin’ on Heaven’s Door. Baez, Ginsberg y Dylan hacen coros. Joni Mitchell está en alguna parte del escenario. Huracán Carter es entrevistado por una nube de reporteros. Estas escenas se ven intercaladas con retazos de entrevistas en la calle 125, en Harlem, donde diferentes personas expresan interés o desinterés por el caso de Carter. Parte de la canción Hurricane se escuchan entre las conversaciones. Un par de niños corren excitadamente hacia la cámara y cuando se les dice que es sobre alguien que está en la cárcel, uno de ellos dice: Oh..¿va a salir en la tele? Un señor muy enfadado quiere saber por qué Carter sigue detenido, y discute con el cámara. Una mujer empieza a hablar sobre Dios, enfadando a los otros viandantes. Tras ellos vemos que la película Terremoto está siendo proyectada en el Apollo Theatre. Mientras la mujer habla sobre Dios, la canción Hurricane suena lo justo como para que se oigan las palabras “...salir a algún paraíso...” 50 Una imagen repetida de la gitana, como contrapunto a las escenas de la calle 125 51 Dylan y su entorno entran en la sede de CBS con una cámara y piden ver a Walter Yentikoff. Lo visitan en su oficina y le piden que el single Hurricane sea editado inmediatamente. Yenkitoff resuelve la situación aceptando la propuesta. 52 David Blue sigue jugando a la máquina y habla de cuando Dylan tocaba la armónica junto a Fred Neil por un dólar la noche en el Cafe Wha? 53 Mientras Allen Ginsberg lee su poema Kaddish, vemos a Sara caminando por la calle. Sara lleva una peluca. Esta es Sara en su papel de Clara. Al fondo, mientras Sara camina y sigue el poema, Dylan canta She belongs to me. 54 Harry Dean Stanton escapa de la cárcel. Neuwirth le ayuda a saltar el muro con una cuerda y luego se separan. Stanton habla sobre el paso del tiempo y lo que él ha aprendido. 55 Neuwirth y Dylan en un tren y Newirth dice que un tipo gordo con gafas negras y un pendiente le está siguiendo. Vemos a esa persona en el tren. Harry Dean Stanton y Joan Baez están en el tren y parecen nerviosos. 56 La Mujer de Blanco en el carruaje de caballos. 57 Dylan y Guam tocando It takes a lot to laugh, it takes a train to cry. 58 Ramblin’ Jack Elliot en el escenario del mismo club de la escena 5. Canta y es interrumpido por Eric Andersen. 59 Harry Dean Stanton está con Joan Baez en una cabaña de madera. Ramblin’ Jack entra y le dice a Stanton que Dylan/Renaldo acaba de bajar de su caballo: Cambiaste tu caballo por esta mujer. Tanto Stanton como Baez parecen perfectamente felices con este arreglo, y siguen a lo suyo. Parecen empezar a decirse cosas en algún dialecto gitano. Ramblin’ Jack parece disgustado con todo esto. Vemos a Ramblin’ Jack acabando su canción en el escenario. 60 Una relajada Joan Baez está en la habitación de un hotel diciéndose: Me gustaría tener una persona con la que poder hablar. Después de ducharse, se lía una toalla a la cabeza y se convierte en la Mujer de Blanco. Parece triste y perpleja. Con la mente en blanco acaricia un secador de pelo. 61 Joan Baez canta Diamonds & Rust, su canción sobre su relación con Bob. Aparece en la casa de la gitana con su vestido de novia, hablando con Dylan. Baez: Me arreglé para venir aquí. Oí que estabas en la ciudad. Dylan: (nada) Baez: ¿Cómo habría sido si nos hubiésemos casado? Dylan: No lo sé. No habría sido muy distinto, ¿no crees? Baez: Tal vez Entonces vemos a la gitana haciéndole un cumplido a Joan: Pareces una novia, ¡Te vas a casar hoy! 62 Dylan y Baez pasean por la nieve. La escena es un flashback de cuando Dylan a Joan por el caballo de Harry Dean. Se escucha al fondo If you see her say hello. Dylan observa un caballo y le pregunta a un chico de quien es. Encuentra a Stanton y obliga a Baez a que entre en su cabaña y así poder robar el caballo. 63 Vemos un caballo arrastrando el carruaje de la Mujer de Blanco. 64 Baez y Stanton en la cabaña. Ella le cuenta cómo no podía hacer feliz a Renaldo. 65 Dylan y Guam tocando Romance in Durango 66 San Shepard y Sara hablan sobre su “relación”. Sara dice que se hubiera quedado si él se lo hubiera pedido de la forma adecuada, pero no puede decirle cuál es esa forma. Sam y Sara discuten. Él dice No debemos hablar sobre el amor ¿o sí? Ella dice que él la trata como un amuleto. No llegan a ninguna conclusión y ella se va disgustada a hacer una llamada telefónica desde una cabina en la calle. La llamada de Sara es respondida por alguien en la oficina de Walter Yenkitoff en la CBS que dice: Sí, estoy con Bob. Entonces vemos a Dylan en la oficina, mientras que se ve un poster de Nashville Skyline y un papel que dice Cómo sobrevivir en los malos tiempos. Sara cuelga. Sam le dice: Lo que veo es que esto es un gran error. 67 En el burdel, varias mujeres incluidas Sara y Joan están vestidas de busconas. Sara y otra mujer acarician a Allen Ginsberg, que se ha afeitado la barba. David Mansfield habla a las chicas desde un sofá, mientras Ginsberg, pretendiendo ser heterosexual, intenta encontrar una mujer. Lleva amuletos que le protegen. El quiere “mirar” y mira a Rob Stoner besando a una chica. Entonces Stoner se enfada por algo y lanza un objeto contra la pared. 68 Rob Stoner y Dylan están gritando el último verso de La casa del Sol Naciente. Están realmente gritando y cuando acaba la canción, Dylan mira como si estuviera irritado con Stones, que mira nerviosamente. 69 Rob Stoner vestido como Gene Vincent camina hacia un escenario vacío. 70 Dylan y Guam tocan One more cup of coffee 71 A Dylan le leen la palma de la mano, con otros alrededor. 72 Ginberg lee Kaddish en la residencia de la tercera edad, su doloroso poema sobre la caída en la locura de su madre. A la mención de “...la larga barba negra alrededor de tu vagina...” entra una imagen de la gitana, dando un masaje a Ginsberg como si le liberara de su dolor. La gitana dice: Es un buen hombre, pero algo descuidado con el dinero. 73 Dylan y Ginsberg en la tumba de Kerouac, en Lowell. Hablan sobre las tumbas que ha visto cada uno. Volvemos al espía del tren, que camina por un hotel con una linterna como un muerto mientras Ginsberg canta “el cráneo es feo”. Vemos como afeitan la barba a Ginsberg. 74 McGuinn interpreta una versión instrumental de 8 Miles High y luego Chesnut Mare. 75 Vemos ahora a Renaldo y Clara juntos por primera vez. Él toca la guitarra y ella está encima de él. También vemos escenas del burdel. 76 La Mujer de Blanco llega con su carruaje y sube las escaleras hasta donde Renaldo y Clara están juntos. Ella los observa como si estuviera ausente. Clara dice ¿quién es ella? 77 Dylan y Guam cantan Sara 78 La mujer con las pieles del hotel entrevista a Ronnie Hawkings como si fuera Bob Dylan. Una chica llega y se presenta a la concurrencia como la Señora Dylan. 79 David Blue, aún jugando a la máquina, habla sobre como Dylan realmente tiene una esposa y una familia. A pesar de lo ridículo que parezca el decirlo: Vive como un ser humano. 80 La Mujer de Blanco mira como Renaldo y Clara empiezan a amarse. La Mujer de Blanco lleva la rosa. Al fondo, se escucha a Dylan tarareando The water is wide. Al principio Clara no cree que la Mujer de Blanco conozca a Renaldo, pero ésta lee una carta que aquel escribió. Renaldo es descubierto en su adulterio y pone cara de chico culpable. Clara no parece sorprendida de que él sea culpable, y empiezan a interrogarlo. Responde con evasivas. Escenas de Dylan y Ginsberg en el cementerio son intercaladas entre la conversación. Vemos a Rob Stoner interpretando Catfish (la canción de Dylan sobre el pitcher de los Yankees Catfish Hunter). La Mujer de Blanco y Clara empiezan a hacerse amigas mientras Renaldo se siente incómodo. Baez dice: Le concozco desde hace diez años y nunca me ha dicho la verdad. Él dice: soy vuestro hermano. Baez dice: él nunca ha tenido que tomar otra opción salvo vivir. 81 Se ven imágenes de trenes y del burdel. Rob Stoner, como Gene Vincent, comenta a Dylan y a otros que él dio origen al roc’n’roll y luego todos lo copiaron de tipos como yo. Joan Baez canta Suzanne. 82 Mientras suena Suzanne, la Mujer de Blanco se prepara para dejar la habitación de Renaldo y Clara. Sonríe desafiante. Se le cae la rosa y Renaldo la coge y se la da. Renaldo y Clara empiezan a amarse. 83 Baez y Dylan cantando Never let me go 84 En la habitación, Clara dice que la Mujer de Blanco es frígida. Mientras la Mujer de Blanco pasea triste vemos a Harry Dean con una chica. De vuelta en la habitación, Renaldo empieza a ponerse maquillaje para el concierto de la noche. 85 La gente de la cafetería 86 Dylan canta Tangled up in blue 87 Dylan y Ginsberg en un parque cerca del cementerio de Lowell. Ginsberg le pregunta a los niños que aspecto tiene Dios, confundiéndolos con sus preguntas. 88 Ginsberg y tres más bailando una música de piano. 89 Dylan y miembros de la banda en los servicios de caballeros de una estación de tren. 90 Rob Stoner, en el vestíbulo de un hotel, le dice a la cámara que no recuerda sus sueños. 91 Dylan y Guam tocan Just like a woman y seguidamente Knockin’ on Heaven’s door 92 Dylan se va del escenario y entra en una habitación que pone PRIVADO. Vemos a Baez hablando con un grupo de gente y luego a Dylan solo, tumbado en el suelo de su camerino, aparentemente exhausto. 93 Escena final: un desconocido cantante negro canta en el hogar de la tercera edad la canción de Robin Gibb (de los Bee Gees) In the morning of my life.









Ahora el articulo de el diario El Pais sobre el estreno en españa de la pelicula; año 1980






Mañana, lunes, se estrena en Madrid Renaldo y Clara, primer largometraje escrito, dirigido e interpretado por Bob Dylan, uno de los monstruos sagrados de la música pop. Con él actúan en el filme Joan Baez, Sara Dylan, Ronnie Hawkins, Ronne Blakley, Allen Ginsberg, Roger McGuinn, Arlo Guthrie y Roberta Flack.

La versión que se distribuye en Esaña, con una duración aproximada de dos horas, es considerablemente inferior a la originaria, que se proyectó en el festival de Canes de hace dos años, con una duración de cerca de cuatro horas. Película-collage, en la que se intercalan situaciones de ficción, diálogos literarios y actuaciones de los cantantes, fue realizada entre 1975 y la primavera de 1976, coincidiendo con la Rolling Thunder Revue, gira de Dylan y una numerosa troupe de amigos que actuaban en pequeñas salas sin publicidad previa. Cantaban con Dylan, además de Joan Baez, Roger McGuinn, Jack Elliot, David Blue y el poeta Allen Ginsberg. Musicalmente, la gira se enmarca entre el álbum Blood on the tracks (enero de 1975), Desire (diciembre de 1975, en el que se incluye la canción Hurricane, en defensa del boxeador negro Hurricane Carter, y Hard rain (1976). El éxito de Desire transforma la gira en una enorme tournée, en la que los conciertos se realizan en estadios ante 20.000 o 30.000 espectadores. Renaldo y Clara recoge conciertos en salas pequeñas o ante multitudes.«He hecho Renaldo y Clara», declararía Dylan, «para un grupo de gente muy preciso y para mí mismo, de la misma manera que escribí Blowing in the wind y The times they are changing. El método del rodaje, y ello se aprecia en la película, no era otro que el de marcar la situación por parte del director, pedir un cierto tipo de imagen y dejar trabajar al equipo en libertad. Una gran parte de la película fue rodada en conciertos durante la gira mencionada, con cuatro cámaras al mismo tiempo. Dylan seleccionó cuidadosamente el abundante material, desechando las canciones sin relación temática con la línea de Renaldo y Clara. La banda sonora del filme reúne más de veintidós canciones de Dylan, Joan Baez o Jack Elliot, músicas populares y música clásica.
«Para mí, la película», comentaría Bob Dylan, «es una acumulación de muchas de mis ideas y obsesiones y espero que también tenga un sentido para aquellos que no se saben mis canciones de memoria. Hay un montón de gente que verá la película sin saber quién es quién, y la recibirán con mayor pureza.»
«Yo no he hecho una película para que nadie se impresione, ni para que vean en ella solamente el asunto Bob-Sara-Baez. La película no tiene nada que ver con eso... Jamás he tenido el sentimiento de haber triunfado y estoy muy contento. El fracaso puede traer el éxito, mientras que el éxito es el final del camino. Si tuviera la sensación de ser un triunfador, hace tiempo que ya no estaría aquí.»
«Ser un músico quiere decir llegar a lo más profundo del lugar donde se está. Y, prácticamente, cualquier músico hará lo imposible para llegar a esas profundidades, porque hacer música es algo inmediato -al contrario de poner pintura sobre un lienzo, que es un acto calculado- Cuando se toca, el espíritu echa a volar. Entonces, con la música se tiene tendencia a buscar en lo más profundo de uno mismo para encontrar algo. Cuando se está interpretando música y toda va bien, uno pierde realmente su identidad, uno depende totalmente de la música que se está haciendo con todo su ser. Es peligroso, porque eso trae consigo la creencia de que se puede trascender todo, de que uno puede medirse con cualquier cosa, que es la verdadera vida, que se ha llegado a golpear en el corazón de la vida misma y que se está en la cima del sueño y que no hay recaída. Pero más tarde, entre bastidores, las cosas se ven de diferente manera.»
«Henry Miller lo ha dicho: el deber del artista es inocular al mundo la desilusión. El artista que se muere de hambre es un mito. Son los grandes banqueros y las damiselas de sociedad que compran obras de arte los que están en el origen. Porque ellos quieren guardar al artista bajo su ala. ¿Quién dice que un artista no puede llegar a tener dinero? Mirad a Picasso. No hay necesidad de morir de hambre para ser un buen artista. Basta con tener amor, criterio y un sólido punto de vista. Y hay que luchar contra la depravación. No hacer pactos. Eso es lo que hace un buen artista.»
«El arte», concluye Dylan, «es un medio perpetuo de procurar ilusión. La más alta misión del arte es inspirar. ¿Qué más se puede pedir, sino inspirar a la gente?»




No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada